Consejo Departamental de Seguridad Ciudadana determinó cinco ejes de trabajo

La mañana de este miércoles se instaló la primera reunión del Consejo Departamental de Seguridad Ciudadana, presidida por el gobernador, Oscar Montes. Contó con la participación de diferentes instituciones involucradas en la temática como la Policía Boliviana, el Ministerio Público, las sub gobernaciones y por primera vez, con la visita del Director Nacional de Seguridad Ciudadana del Estado, entre otras instituciones y organizaciones de la sociedad.

El gobernador expresó su disponibilidad para trabajar de manera coordinada con el resto de instituciones, reduciendo la burocracia para agilizar la atención a los requerimientos de las instancias operativas que luchan contra la delincuencia a lo largo del departamento. Montes recordó que existe una reducción de ingresos en el Gobierno Autónomo Departamental de Tarija, sin embargo, esto no será un obstáculo para priorizar la lucha contra la inseguridad.

“Hay una reducción sistemática y permanente de los ingresos propios que tiene esta gobernación, cada vez se  reduce la cantidad de regalías hidrocarburíferas, porque se agota el gas y los volúmenes de exportación son menores. Necesitamos adecuarnos a esa realidad, pero a pesar de estas limitaciones, vamos a extremar esfuerzos para darles las mejores condiciones de trabajo, en cuanto a nuestras competencias se refieren”.

El Consejo Departamental de Seguridad Ciudadana resolvió trabajar en cinco propuestas, que serán analizadas por las diferentes instituciones que lo componen para resolverse en futuras reuniones. En primer lugar, se impulsará los convenios con el Gobierno Nacional para fortalecer a la Policía Boliviana en todo el departamento, la segunda propuesta se refiere a la firma de los convenios para destinar presupuesto a la Policía, sin embargo, se aclaró que estos presupuestos estarán en el marco de la nueva realidad financiera del Gobierno Departamental.

En tercer lugar, se propuso el relanzamiento de las brigadas barriales, que tendrán un nuevo enfoque, en ese sentido los brigadistas serían voluntarios capacitados para atender casos de emergencia y lucha contra la inseguridad, por otro lado, surgió la propuesta de aplicar manillas electrónicas como un plan piloto en apoyo a las brigadas barriales. Finalmente, algunas subgobernaciones plantearon retomar el proyecto de cámaras de vigilancia, sin embargo, este último punto fue observado por malas administraciones de anteriores gestiones.

La secretaria de desarrollo humano de la gobernación, María Lourdes Vaca, en su calidad de presidenta interina del Consejo Departamental de Seguridad Ciudadana, dijo que los desafíos son grandes en todo el departamento, pero que el compromiso de las autoridades es alcanzar los objetivos trazados. 

“No veamos esto como problemas, sino como desafíos, al estar todos presentes, es una muestra del compromiso institucional y social, por lo tanto, vamos a tomar las acciones que correspondan”.

La directora de seguridad ciudadana de la gobernación, Giovana Delfín, destacó la importancia de esta reunión que trazó las primeras directrices para garantizar la seguridad de los ciudadanos tarijeños, añadió que la fecha tentativa para la próxima reunión del Consejo Departamental de Seguridad Ciudadana es el próximo 26 de octubre, con la posibilidad de que se realice en las ciudades de Villa Montes o Bermejo, pero esto dependerá de lo que definan las instituciones.

spot_img

Artículos Relacionados

LAS MÁS LEIDAS