EL M19, ALICIA LÓPEZ GUISAO ¿LO MISMO PARA LAS FARC?

El 9 de Marzo 1990, los guerrilleros del El M- 19 dejaron las armas, en un acuerdo de Paz llevado bajo el mandato de ese entonces Pdte. Colombiano Virgilio Barco, «Se dejó las armas porque no había posibilidad de victoria y la guerra sin victoria no tiene sentido», dijo Antonio Navarro Wolff, ex integrante del M- 19, (entrevista con la agencia Efe), luego se convirtió en un partido político Alianza Democrática M-19 y nos preguntamos ¿donde están los integrantes del M-19 actualmente?, ¿qué paso?, pues los asesinaron, un ejemplo es Carlos Pizarro Exjefe Guerrillero y Candidato presidencial del M-19 es asesinado el 26 de Abril de 1990, a un solo mes de la firma de paz.
Continúan y siguen los asesinatos, este jueves 2 de febrero del 2017 en Medellín- Colombia, fue asesinada Ruth Alicia López Guisao, lideresa campesina y defensora de derechos humanos, integrante de la Asociación Agroecológica Interétnica e Intercultural ASOKINCHAS, organización miembro del Coordinador Nacional Agrario y de Congreso de los Pueblos. Ya son veinticinco líderes sociales asesinados en el país en lo que va corrido del año, solo en el departamento de Antioquia son seis casos más: José Yeimer Cartagena, Edelmiro Alzate, Porfirio Jaramillo, Alberto Suarez Osorio, Luz Herminia Olarte y Leónidas González, manifestaron organizaciones polares de Colombia.
El pasado año 2016, según el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz registró 94 líderes asesinados. De modo extraoficial y publicado por otras organizaciones independientes, se registraron 114. Una cifra preocupante fue la registrada en el Cauca, 40 crímenes y en Antioquia, 15. A estos números se le suman, entre enero y junio, 232 amenazas, 21 atentados y 314 agresiones sexuales, según el Programa Somos Defensores. ¡Que la paz no nos cueste la vida!, manifiestan la: Coordinadora Nacional Agrario, Asociación Agroecológica Interétnica e Intercultural ASOKINCHAS, Corporación Jurídica Libertad, Asociación Campesina de Antioquia, Confluencia de Mujeres para la Acción Pública Antioquia,…. y 32 organizaciones que piden justicia y protección del estado, que mas al contrario este es permisivo a la impunidad de crímenes sistemáticos a líderes sociales en Colombia.
El acuerdo de paz firmado entre el gobierno de Colombia y el Frente Armado Revolucionario de Colombia (FARC), fijó el 1º de marzo del 2017 para el inicio del desarme del grupo y que concluiría el 1º de junio del 2017, pero con los antecedentes de asesinatos a líderes sociales, ex guerrilleros por grupos paramilitares y mercenarios que no se los tocaron y además están tomando posiciones que están dejando las FARC, el riesgo de muerte ciñe a los exguerrilleros corren el mismo camino del M-19, en una Colombia donde el poder del estado está invadida por elites Capitalistas, donde campean los Uribe, los paramilitares y sicarios y sabemos que la Organización de Naciones Unidas (ONU) dispusieron un grupo de más de 450 observadores de 13 países, esto no garantiza la vida de los desmovilizados, lo cierto, es que la ONU, Derechos Humanos Internacional, el propio gobierno de Colombia, son los responsables de la vida de más 6000 combatientes y luchadores sociales. Como dicen las organizaciones sociales denunciantes, ¡Que la paz no nos cueste la vida!
Por: Nelson Aguilar Rodríguez

spot_img
Artículo anterior“AUTONOMÍA”, EL MINISTERIO DE PLIQUI
Artículo siguienteSETAR

Artículos Relacionados

LAS MÁS LEIDAS