Fundado el 21 de Diciembre de 2016

lunes, 3 / octubre / 2022

Los gobernadores del BID definirán el futuro de Mauricio Claver-Carone

Luego de que, según reportó la agencia AP, los directores ejecutivos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), decidieran recomendar el despido de Mauricio Claver-Carone como presidente de la institución con sede en Washington, ahora los gobernadores de la entidad deberán definir el futuro del dirigente estadounidense.

La medida de los directores ejecutivos se produjo después de que una investigación realizada a petición de la junta directiva del banco que determinó que Claver-Carone habría roto las normas de ética interna, según un informe obtenido por AP.

Tras la difusión de la decisión de los directores ejecutivos, también reportada por la agencia Reuters, Claver-Carone aseguró que “es vergonzoso que los Estados Unidos hayan comentado a la prensa antes de notificarme y que el Tesoro no defienda a los estadounidenses contra lo que es claramente información fabricada. Está más allá de la sátira que China haya encontrado su camino en el BID durante la administración de Obama y que ahora los funcionarios de Biden se lo devuelvan en bandeja de plata, días después de que se demostrara que la campaña anónima maliciosa inicial no tenía fundamento”.

La recomendación de destituir a Claver-Carone se produjo en una reunión a puerta cerrada de los 14 directores ejecutivos del banco, según la persona citada por AP, que insistió en no ser nombrada. La decisión final de despedir a Claver-Carone corresponde ahora a los funcionarios de finanzas que forman parte de la Junta de Gobernadores en representación de los 48 países miembros del banco.

Ahora, de acuerdo a reportes de la agencia Reuters, los directores comenzarán a votar hoy, en una decisión que podría estirarse hasta el próximo martes.

Según AP, entre los que presionan para que Claver-Carone sea destituido se encuentra el gobierno de Biden, que dijo estar preocupado por la negativa de Claver-Carone a cooperar plenamente con una investigación independiente. Por eso el dirigente norteamericano lamentó “que los Estados Unidos hayan comentado a la prensa antes de notificarme”.

“La creación de un clima de miedo a las represalias entre el personal y los países prestatarios ha hecho perder la confianza del personal y los accionistas del Banco y hace necesario un cambio de liderazgo”, dijo un portavoz del Departamento del Tesoro a AP.

La AP obtuvo el informe de investigación confidencial realizado por un bufete de abogados contratado por el consejo de administración del banco para investigar una denuncia anónima de mala conducta contra Claver-Carone.

Claver-Carone ha rebatido la veracidad del informe, denunciando enérgicamente la forma en que se realizó la revisión y no ofreciendo ninguna pista de que esté considerando su dimisión.

Según los investigadores, ha negado haber tenido -ahora o antes- una relación sentimental con su mano derecha de toda la vida.

Su jefa de personal negó las acusaciones de la denuncia anónima y dijo a los investigadores que nunca había violado el código ético del BID, según el informe. En un escrito presentado a los investigadores, también se quejó de que se le había negado el debido proceso.

“Ni yo ni ningún otro miembro del personal del BID hemos tenido la oportunidad de revisar el informe final de la investigación, responder a sus conclusiones o corregir las inexactitudes”, dijo Claver-Carone en un comunicado este reciente martes.

El Banco Interamericano de Desarrollo es el mayor prestamista multilateral para América Latina, y desembolsa hasta 23.000 millones de dólares cada año en esfuerzos por aliviar la pobreza en la región.

Estados Unidos es el mayor accionista del banco con sede en Washington, y la elección de Claver-Carone como jefe del BID en los últimos meses de la presidencia de Donald Trump rompió con la tradición de décadas que un latinoamericano dirigiera el banco.

Algunas de las afirmaciones más salaces a las que hace referencia el informe no pudieron ser corroboradas por Davis Polk, con sede en Nueva York. Aun así, Davis Polk criticó a Claver-Carone y a su jefe de personal por no cooperar plenamente con su investigación, considerándolo una violación de las políticas y principios del banco.

Por ejemplo, el informe dice que Claver-Carone no entregó su teléfono móvil emitido por el banco para su análisis, aunque sí proporcionó un informe forense realizado por un consultor. Claver-Carone tampoco compartió los mensajes de su teléfono personal o de su cuenta de Gmail con su jefe de personal, según el informe.

“Particularmente a la luz de su falta de cooperación, sería razonable concluir que la evidencia de una relación previa, y la evidencia circunstancial adicional de una relación actual mientras ambos estaban en el Banco, constituyen una violación de las políticas aplicables del Banco”, dijo el informe.

Claver-Carone, cuando se le confrontó con fotografías del supuesto “contrato” durante una entrevista este mes, dijo a los investigadores que nunca había visto el documento y negó que fuera su letra o su firma. Afirmó que el documento era fraudulento y que formaba parte de un plan del ex marido de su ayudante para perjudicarla.

En una carta dirigida al consejero general del banco, vista por AP, los abogados de la jefa de personal dijeron que su ex marido tenía un historial de crueldad y venganza que se planteó en el proceso de divorcio. Dijeron que cualquier prueba que proporcionara a los investigadores no debería considerarse creíble.

Sin embargo, dos expertos caligráficos independientes, uno de los cuales trabajó anteriormente para el FBI, concluyeron que existía una alta probabilidad de que la letra del mantel individual -que se muestra en el informe- coincidiera con la caligrafía de Claver-Carone en los documentos bancarios. Claver-Carone se negó a presentar una muestra de su escritura como parte de la investigación, según el informe. /Ap

spot_img

Artículos Relacionados

LAS MÁS LEIDAS