Los casos de COVID-19 aumentan en la mayor parte de los estados de EEUU y se teme una nueva ola

Algunos ya lo esperaban. Con la llegada del clima frío las personas necesariamente empiezan a reunirse en ambientes cerrados, la situación ideal para el aumento de contagios de un virus como el COVID-19.

Según un reporte confeccionado en combinación por la universidad John Hopkins y el periódico USA Todaylas nuevas infecciones de coronavirus están aumentando en la mayor parte de los estados, algo que no había ocurrido al menos en los 60 días previos. Lo que es aún peor, el número de muertes vinculadas al virus aumentó en al menos la mitad de los estados del país.

Los datos pertenecen a la semana entre el 3 y el 10 de noviembre. En 29 estados el número de nuevos casos superaba a los de la semana anterior. Dos semanas atrás esto ocurría solo en 12 estados.

La zona más afectada es el norte del país, donde el otoño ya ha traído temperaturas muy bajas, inclusive bajo cero. Particularmente la semana que acaba de pasar hubo una ola de frío en todo el país que en los estados del norte se sintió con mucha más intensidad. Vermont, uno de los estados que lidera en el país en cuanto a porcentaje de su población vacunada, está viendo números récord de nuevos contagios.

Los casos en Vermont han aumentado un 50 por ciento en los últimos 14 días. En algunos de estos días el número de casos diarios en el estado supera los 400, algo que no se había visto en ningún momento durante toda la pandemia.

Si bien la mayor parte de su población está vacunada, siguen siendo aquellos que no están inoculados los que más se están enfermando. Además, las infecciones en personas de alrededor de 20 años, e inclusive en niños, son las que más están moviendo la aguja.

El estado por el momento no ha tomado medidas de restricción, pero le está recordando a sus residentes que la mejor manera de combatir el virus es con la prevención: uso de máscaras, distancia social y quedarse en casa ante algún síntoma.

Diametralmente opuesto es el caso de la Florida. El estado sureño fue el más afectado por la variante Delta, con altos números de contagios y una alta mortalidad. Desde el pasado 1 de julio, Florida lideró a la nación en número de fallecimientos por COVID 19 -más de 22.600-. Sin embargo hoy Florida tiene el número de contagios de nuevos casos per cápita más bajo de todo el país.

El año pasado ocurrió algo similar y algunos creen que la explicación pudiera estar en el clima y las vacaciones. Durante el verano son muchos los que vienen a la Florida de vacaciones en busca de playas y clima cálido. Sin ningún tipo de restricciones por COVID y con el estado desbordando de turistas, la variante Delta hizo estrados en este 2021, tal como había ocurrido con la variante original en 2020. Sin embargo, a medida que la situación mejora en el sur, el clima se pone frío en el norte y comienzan las complicaciones. En Florida las reuniones al aire libre son moneda corriente, mientras que en el resto del país es más difícil.

spot_img

Artículos Relacionados

LAS MÁS LEIDAS