Tras fallo de CIDH, defensa de Áñez ve asimetría y alista nuevos recursos

La defensa legal de la expresidenta Jeanine Áñez observó que el rechazo de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) a otorgar medidas cautelares para la exmandataria se debió a “asimetrías probatorias”, puesto que el Estado utilizó toda su institucionalidad para generar pruebas, lo que generó una desventaja para los abogados.

A pesar de ello, la defensa de la exmandataria asegura que aún hay varios escenarios a los que se puede acudir, tanto en el fuero interno como en el externo, y que no descansarán hasta ver a la expresidenta restablecida de salud y fuera de la cárcel.

Desde el Gobierno, se festejó la decisión de la CIDH. Régimen Interior aseveró que la negación de cautelares desbarata toda la campaña de sus familiares, abogados y afines, que “intentaron hacer creer” que ella sufría agresiones del MAS.

Luis Guillén, abogado de la exmandataria, declaró que la decisión de la CIDH fue “ecléctica” porque, si bien deniega la petición de medidas cautelares, hace varias recomendaciones al Estado, como la de precautelar su salud ya sea en detención en libertad.

“El Estado ha generado prueba a efectos de referir que la exmandataria se encontraba siendo adecuadamente tratada, esto nos llama la atención roque existe una asimetría en lo que es la valoración probatoria. Nosotros respondemos técnicamente a los médicos ante la situación de riesgo de la exmandataria, esta realidad sólo con la valoración médicos privados, pero el Estado tiene una gran cantidad de instituciones y elemento que han utilizado para generar prueba”, explicó.

Detalló que “hay una asimetría de valoración probatoria que, creemos, la CIDH debió haber considerado. No nos encontramos en una similar posición en comparación al estado”.

Guillén aclaró que la defensa no considera que la CIDH se ha parcializado, pues las recomendaciones que el organismo ha realizado son favorables a la exmandataria.

“La defensa no se va a estrellar contra la CIDH, no vemos que esa sea una decisión completamente favorable al Estado, sino que las recomendaciones que ha realizado creemos que son un avance y creemos que el Estado debe respetarlas”, aseveró.

Dijo que la respuesta de la CIDH pidió velar por la salud de la exmandataria, “lo que es un avance, es pronunciamiento importante, no podemos decir que hay parcialización, lo que sí nos mantenemos es que hay una asimetría valoratoria de los elementos”.  

Posición del Gobierno

El director nacional de Régimen Penitenciario, Juan Carlos Limpias, dijo que el reciente informe de la CIDH desbarata toda la campaña de sus familiares, abogados y afines, que “intentaron hacer creer” que ella sufría agresiones contra su integridad y no tenía acceso a un tratamiento de salud adecuado.

Explicó que el informe de la CIDH evidenció que “en ningún momento la administración penitenciaria ha vulnerado los derechos, ni en el tema de salud ni en ninguna otra instancia respecto a la señora Áñez” y desestimó las “falacias, declaraciones irresponsables de los voceros de la señora Áñez, familia, abogados, que han venido en desmedro del trabajo de la administración penitenciaria”.

spot_img

Artículos Relacionados

LAS MÁS LEIDAS