Un cliente ganó una demanda de 5,5 millones de dólares contra un bar por haberlo emborrachado demasiado

Un hombre en la ciudad de Andrews (Texas, Estados Unidos) recibió una millonaria compensación de 5.5 millones de dólares por parte del restaurante bar La Fogata Mexican Grillal ganar una demanda civil que interpuso por dejarlo beber en exceso.

Según el comensal, el bar fue negligente al servirle demasiado alcohol, provocándole una gran borrachera que lo impulsó a tener un altercado con otro cliente y terminar lesionado.

El demandante, Daniel Rawls, presentó su demanda por el incidente ocurrido el 17 de mayo de 2019 y el fallo llegó este 27 de julio, con la sorpresa de que el juzgado concedió las pretensiones del hombre y le otorgó la millonaria indemnización.

Rawls recibió un total de $ 5,5 millones por cinco reclamaciones, incluida la responsabilidad de las instalaciones, la negligencia y los daños derivados de una conducta criminal previsible. El Tribunal de Distrito 109 del condado de Andrews falló a favor de Rawls en una sentencia en rebeldía, lo que significa que el propietario de La Fogata no respondió a la demanda ni asistió a la audiencia

Después de beber en La Fogata. el 21 de mayo de 2019, Rawls tuvo un altercado con otro cliente, Robert Henrickson, en el estacionamiento del restaurante, según una copia de la demanda. Rawls alega que sufrió una lesión en la cabeza durante la discusión con Henrickson, quien también había estado bebiendo mucho.

La demanda afirma que La Fogata, su dueña Lourdes Galindo y un cantinero desconocido son responsables de la lesión porque permitieron que los dos hombres bebieran en exceso y salieran juntos del restaurante. El restaurante también fue negligente al no llamar a una ambulancia después de que Rawls resultó herido.

Según la demanda, el cantinero, identificado como John y/o Jane Doe, no fue entrenado adecuadamente por Galindo para detectar cuándo los clientes habían sido servidos en exceso. Rawls también alega que Galindo no se aseguró de que el estacionamiento no incluyera obstáculos “que pudieran representar un peligro de tropiezo o caída para los clientes intoxicados”.

Rawls sufrió una lesión en la cabeza “grave y debilitante” después de que Henrickson empujara y se cayera sobre “un terreno desigual”, según dice la demanda.

La Fogata tiene 30 días para presentar una notificación de apelación de acuerdo con las Reglas de Procedimiento de Apelación de Texas.

Rawls tiene un historial de consumo excesivo de alcohol. Los registros de la cárcel de Andrews muestran que fue arrestado dos veces, en febrero de 2019 y mayo de este año, por cargos de intoxicación pública.

spot_img

Artículos Relacionados

LAS MÁS LEIDAS