Arce afirma que OEA mantiene ilegalidad e intromisión con “alto contenido político” con ratificación de informe sobre comicios de 2019

El embajador de Bolivia ante la Organización de Estados Americanos (OEA), Héctor Arce, afirmó este martes que el secretario general de ese organismo internacional, Luis Almagro, mantiene la ilegalidad y la intromisión directa en asuntos internos del país con un “alto contenido político”, con la ratificación de su informe sobre el análisis de integridad de las elecciones generales de 2019.

“La Secretaría de Fortalecimiento de la Democracia, que es parte de la Secretaría General de la OEA, no tiene el derecho ni la potestad de pronunciarse oficiosamente sobre un país, generando intromisión directa en asuntos internos (…). Más allá de la absoluta ilegalidad e impertinencia y oficiosidad de este dictamen, de este informe, de estas nuevas páginas que ha publicado la organización, está obviamente su gran y alto contenido político”, indicó en una entrevista en el programa Anoticiando de la Red ATB.

La autoridad diplomática calificó al documento como “ilegal y un exabrupto totalmente oficioso”, porque su emisión no se enmarca en ninguno de los procedimientos de la OEA y no fue encargado por ninguno de los gobiernos miembros.

A su juicio, el texto pretende también mejorar la disminuida imagen de Almagro al interior del organismo y proveer un “salvavidas, una salvaguarda” para los fines políticos de los opositores, principalmente de Carlos Mesa y Luis Fernando Camacho.

“Ante las evidencias incontrastables de que no existió una manipulación informática (en los comicios generales de 2019), hechas no solamente por el informe de la (Universidad) de Salamanca, sino por una serie de informes que se han venido dando a cargo de las más grandes universidades y los centros altamente especializados del mundo, prácticamente han quedado malparados y esta es una especie de salvavidas que, desde aquí, desde Washington, aparentemente el señor Almagro les ha dado”, remarcó.

El representante nacional ante la OEA dijo que el documento tiene afirmaciones temerarias cuando se refiere al rechazo de Bolivia a la auditoría de su informe sobre el análisis de integridad de las elecciones generales de 2019 y habla de una vergüenza hemisférica y un incumplimiento del espíritu de la Carta Democrática de la organización internacional.

En criterio de Arce, la “verdadera vergüenza hemisférica y lo peor que pudo pasarle al organismo internacional es tener un secretario general como Almagro”, porque su accionar en el caso del país provocó que haya más de 37 fallecidos, cientos de personas heridas y una desinstitucionalización en contrasentido de los objetivos de la entidad regional.

El representante de Bolivia ante la OEA manifestó, finalmente, que se presume que el documento fue redactado y basado en las ideas de su antecesor, Jaime Aparicio, porque “tiene un contenido ofensivo, impertinente, altamente político y tendencioso” para favorecer a los políticos de la derecha del país. /Abi

spot_img

Artículos Relacionados

LAS MÁS LEIDAS