Inminente definición en EEUU: exigirán que todas las personas estén vacunadas contra el COVID-19 para ingresar a su territorio

El gobierno de Joe Biden en los Estados Unidos está desarrollando un plan para exigir a casi todos los visitantes extranjeros que se vacunen completamente contra el COVID-19como parte del eventual levantamiento de las restricciones de viaje que impiden a gran parte del mundo entrar en Estados Unidos, dijo el miércoles un funcionario de la Casa Blanca a la agencia Reuters.

La Casa Blanca no está preparada para levantar inmediatamente las restricciones de viaje debido al aumento de casos de COVID-19, dijo el funcionario.

El gobierno de Biden tiene grupos de trabajo interinstitucionales trabajando “con el fin de tener un nuevo sistema listo para cuando podamos reabrir los viajes”, dijo el funcionario, añadiendo que incluye “un enfoque gradual que con el tiempo significará, con excepciones limitadas, que los extranjeros que viajen a los Estados Unidos (de todos los países) tienen que estar completamente vacunados”.

Hace pocos días, la administración de Biden había confirmado que en el corto plazo va a mantener las restricciones vigentes en la actualidad para los viajes internacionales a pesar de la presión de la Unión Europea (UE), cuando los casos de la variante Delta del coronavirus aumentan en el país y en todo el mundo.

“Vamos a mantener las restricciones existentes”, dijo el lunes a periodistas la portavoz de la Casa Blanca, Jen Psaki. “La variante Delta, más contagiosa, se está extendiendo tanto aquí como en el extranjero”, declaró. Agregó que es probable que la tendencia del aumento de casos continúe “en las próximas semanas”, y reiteró que afecta principalmente a personas no vacunadas.

En sus últimas advertencias, los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) recomendaron evitar viajar a España Portugal, dos destinos populares para los turistas estadounidenses, debido al aumento de casos de COVID-19.

Estados Unidos emitió la misma recomendación para Chipre una semana después de hacer lo propio con los viajes a Gran Bretaña, el principal destino internacional para los estadounidenses después de México Canadá en 2019.

Al ser consultada sobre cómo ayudarían las restricciones de viaje, Psaki sostuvo que “la variante dominante en Estados Unidos” es la Delta, por lo no cree que “tener más personas que tengan la variante Delta sea el paso correcto”.

Estados Unidos ha restringido los viajes desde la UE, Gran Bretaña, China e Irán desde hace más de un año debido a la pandemia, y luego agregó otros países, incluidos Brasil India.

En junio, la Unión Europea se abrió a los viajeros de Estados Unidos, exigiendo generalmente certificado de vacunación o pruebas negativas al virus, bajo la presión de naciones dependientes del turismo como GreciaEspaña Italia, que temían otro año problemático.

Estados Unidos hace excepciones generalizadas, incluyendo a estudiantesacadémicosperiodistas empresarios, pero los líderes europeos se han quejado de que las regulaciones incomodan a la gente común y obstaculizan el comercio transatlántico. /Reuters

spot_img

Artículos Relacionados