Padre del penal de Morros Blancos denuncia desde torturas hasta hacinamiento

El padre del penal de Morros Blancos de Tarija, Miguel Sotelo, ha denunciado que la situación dentro del penal es lastimosa y que se dan una serie de irregularidades a los ojos de las autoridades y la Policía, desde torturas hasta hacinamiento.

«Existen muchas cosas en el penal de Morros Blancos amenazas de violación o hechos de violación con objetos, son torturas. Es muy doloroso lo que se vive en esta cárcel que le llamo basurero humano u hospital, es como los tratan desde el Gobierno, no hay ni una mínima inversión en el penal. Hace dos semanas el médico no tenía ni alcohol ni jeringas, pastillas, nada», ha mencionado para Unitel.

Además, ha explicado que el alquiler de las celdas va desde 2.000 a 20.000 bolivianos mensuales por lo que existe la susceptibilidad con el presupuesto que entrega el Gobierno Nacional, si todo ese dinero corre por el alquiler de estos espacios que son pagados por las familias.

«Yo me pregunto donde va el presupuesto del penal si le dan 2.000 bolivianos, 20.000 bolivianos mensuales, ¿Dónde se invierte esto?, son preguntas que a uno le preocupan, además dónde se pueden rehabilitar estas personas en semejantes lugares donde las celdas son negociadas, son vendidas, deben pagar el terreno. Hay infraestructuras que mandaron a anular hace tres años y justo es donde están viviendo casi como si fueran chanchitos, no hay baño tienen que orinar por la puerta, ahí domina la ley del más fuerte. Habría que tener un Gobierno que invierta en la dignidad de estas personas, celdas decentes, con su baño eso no lo tiene nadie».

spot_img

Artículos Relacionados

LAS MÁS LEIDAS