Argentina

Suspenden hasta febrero la búsqueda del submarino argentino Ara San Juan en el Atlántico

Suspenden hasta febrero la búsqueda del submarino argentino Ara San Juan en el Atlántico
Viernes, 26 octubre 2018 - 12:34 PM - Agencias
WhatsApp Email

La compañía estadounidense Ocean Infinity decidió suspender hasta el próximo febrero la búsqueda del submarino argentino ARA San Juan, desaparecido en el Atlántico desde hace casi un año, informaron hoy los familiares de los 44 tripulantes de la nave.

“Se determinó en el día de ayer desde la dirección de la empresa suspender la búsqueda hasta el mes de febrero”, se señala en un parte de búsqueda elaborado por los allegados a los marineros que están acompañando a la empresa en la expedición.

Según se detalla, la compañía consideró que “resulta inútil” seguir ampliando áreas de rastreo, por lo que van a “realizar un estudio pormenorizado en tierra de toda la data recogida para luego determinar cómo siguen y por cuánto tiempo”.

La compañía norteamericana, licitada por el Gobierno argentino y que solo cobrará si encuentra el sumergible, inició el pasado 9 de septiembre los trabajos de búsqueda sobre el área donde se comunicó por última vez el submarino, y hasta ahora ha investigado decenas de puntos de interés en el fondo del océano, todos descartados.

El buque utilizado para el rastreo es el Seabed Constructor, que salió de la costa el pasado 7 de septiembre, tiene 115 metros de eslora y 8.000 toneladas de desplazamiento, y cuenta con cinco AUV (vehículos submarinos autónomos, que pueden sumergirse hasta 6.000 metros de profundidad).

El contrato establecido por el Gobierno fijó un plazo mínimo de dos meses y un máximo de cuatro para hallar el buque, y la empresa -conocida internacionalmente por participar en la infructuosa búsqueda del avión de Malaysia Airlines desaparecido en 2014- recibirá 7,5 millones de dólares solo si lo encuentra.

Este jueves se cumplió un año desde que el ARA San Juan salió del puerto de Mar del Plata, en la provincia de Buenos Aires y donde tenía su base, para realizar la última misión antes de que se perdiera su rastro.

La nave participó de unas maniobras en el puerto austral de Ushuaia y el 13 de noviembre partió de nuevo hacia Mar del Plata, trayecto en el que, a unos 400 kilómetros de la costa y dos días después, realizó su última comunicación.

Horas antes, el comandante había alertado de un fallo provocado por la entrada de agua por un conducto de ventilación (snorkel), que se filtró en el compartimiento de las baterías eléctricas y produjo un principio de incendio.

Aunque la Armada argentina aseguró en varias ocasiones que ese fallo fue “subsanado” y que el San Juan continuó navegando hacia Mar del Plata, lo cierto es que se perdió su rastro y nunca llegó al puerto de esa ciudad, donde tenía prevista su llegada el 19 de noviembre.

En medio de una gran incertidumbre, varias agencias internacionales reportaron una explosión horas después de desaparecer el submarino, cerca de donde se perdió su pista, y fue ahí donde comenzó un operativo de búsqueda sin precedentes en Argentina del que participaron naves de Rusia, Gran Bretaña o Estados Unidos, y que finalizó cinco meses después.

Actualmente, y mientras la Justicia tiene abierta una causa por la desaparición y el Congreso lleva adelante una comisión investigadora, los familiares -muy críticos con el papel del Gobierno en el caso- tienen volcada su esperanza en el trabajo de Ocean Infinity y algunos de ellos han estado navegando en el Seabed Constructor para seguir en primera persona la búsqueda. EFE

LO MÁS VISTO