Realeza

Por qué el hijo de Meghan Markle y el príncipe Harry, no será príncipe

Por qué el hijo de Meghan Markle y el príncipe Harry, no será príncipe
A pesar de ser el séptimo en la línea sucesoria al trono que hoy ocupa Isabel II, el bebé no tendrá un título, como los hijos de Kate Middleton y del príncipe William
lunes, 13 mayo 2019 - 06:00 AM - Agencias
WhatsApp Email

Meghan Markle y el príncipe Harry mostraron por primera vez a su hijo Archie Harrison Mountbatten-Windsor la anterior semana, a los dos días después de su nacimiento, pero a diferencia de sus primos reales, George, Charlotte y Louis, el niño no recibirá un título real.

Si bien hay títulos de cortesía que el duque y la duquesa de Sussex podrían aplicar a su hijo, han optado por el hecho de que su bebé real no sea llamado Su Alteza Real por el momento.

Así, el recién nacido de Markle y Harry no será príncipe y tampoco conde, o incluso lord, pero, en cambio, será master Archie Harrison Mountbatten-Windsor.

La casa real británica anunció su nombre sin un título, lo que indica que los duques desean que tenga una vida más normal y privada, explicó Marlene Koenig, autora y experta en la realeza británica y europea.

Aun así, cualquiera de los futuros hermanos de Archie podrían ser nombrados como lady o lord, si los padres así lo desean, y tendrán el apellido Mountbatten-Windsor.

Los títulos reales son decididos por la reina Isabel II. George, Charlotte y Louis, los hijos de los duques de Cambridge, recibieron esos honores por parte de la monarca. 

Archie Harrison, el primer mestizo que nace en el seno de la familia real, dado que la madre lo es, figura como séptimo en la línea sucesoria, después de su padre, sus tres primos (George, Charlotte y Louis), su tío (William) y su abuelo (el príncipe Carlos).

Archie no es heredero directo al trono ni hijo del heredero como sí lo son el príncipe William y sus tres hijos, los príncipes George, Charlotte y Louis. Esa distancia al trono también le permitió a los duques de Sussex no tener la obligación de ponerle un título a su hijo.

El nombre es la versión abreviada de Archibald, un nombre tradicionalmente escocés que significa “audaz y valiente”. Mientras que Harrison, su segundo nombre, es un evidente tributo al padre del bebé, ya que significa “hijo (en inglés, ‘son’) de Henry” o “hijo de Harry”.

Expertos en nombres de bebés han afirmado que la “pareja real más moderna” ha elegido “un nombre fresco, divertido y muy actual, que refleja su nueva familia”. El doble apellido del pequeño es en honor a la monarca y a su esposo.

Mountbatten es el apellido de Felipe de Edimburgo. Aunque en el Reino Unido los hombres son quienes dan apellido a sus familias, no sucedió así cuando Isabel II y su esposo se casaron, ya que primó el apellido Windsor de la reina.

Sin embargo, Harry homenajeó a su abuelo paterno optando por Mountbatten como apellido principal para su primogénito.

Tanto los duques de Cambridge como el príncipe Carlos aún no conocieron al niño.

Eugenie y Jack Brooksbank no recibieron ningún título después de su boda real en octubre, lo que significa que sus futuros hijos no heredarán ningún título por sí mismos.

Los hijos de la princesa Ana, Peter y Zara, no tenían derecho a títulos reales cuando nacieron, ya que los títulos solo se pueden otorgar a los nietos de un monarca a través de sus hijos, no de sus hijas. Sin embargo, la reina extendió un título de cortesía a los hijos de Ana, que ella rechazó.

LO MÁS VISTO