Sucesos

Paraguay y Jujuy secuestran 167 kilos de cocaína provenientes de Bolivia

Paraguay y Jujuy secuestran 167 kilos de cocaína provenientes de Bolivia
Lunes, 11 septiembre 2017 - 09:30 AM - Agencias
WhatsApp Email

Los organismos de lucha contra el narcotráfico de Argentina y Paraguay secuestraron en operativos distintos, alrededor de 167 kilos de cocaína proveniente de Bolivia, catalogados como las millonarias y mayores incautaciones del año, según portales digitales de ambos países.

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) secuestró en Jujuy, a través de la Aduana, 70 kilos de cocaína y 170 kilos de marihuana, ocultos en una camioneta con matrícula ecuatoriana procedente de Bolivia.

El valor de lo incautado, en el mercado informal, asciende a 1.125.000 dólares.

El millonario contrabando fue descubierto en el Puente Internacional La Quiaca-Villazón, que une nuestro país con Bolivia, cuando personal de la AFIP detuvo para un control de rutina a un vehículo que intentaba ingresar a territorio argentino.

Tras someterlo a un control con el camión-escáner, se detectó una diferencia de densidad entre el techo y el zócalo que llamó la atención y llevó a los agentes aduaneros a desarmar la camioneta.

Como resultado, se hallaron 55 paquetes que totalizaban 69.569 kilos de cocaína y otros 238 “ladrillos” por un total de 169.937 kilos de marihuana. Todos prolijamente acomodados en el techo, el guardabarros y el chasis del vehículo.

Rápidamente, el Juzgado Federal de turno ordenó el secuestro de la droga y la detención de las dos personas, una de nacionalidad colombiana y otra ecuatoriana, según el portal los andes.com.ar .

PARAGUAY

La semana pasada, agentes de la Policía Nacional y la Senad interceptaron en Itá un cargamento de 97 kilos de cocaína procedente de Bolivia y que era trasladado en un camión de gran porte. La droga debía llegar a Ciudad del Este, desde donde debía ser enviada a otros destinos. El modo de operar se repite en varios casos, según ABC de Paraguay.

La agente fiscal de la Unidad Especializada de Lucha Contra el Narcotráfico, Lorena Ledesma, procesó y también solicitó la prisión preventiva para el conductor del camión en el que iba la sustancia, José Luis Giménez Benítez, de 23 años, y su acompañante, Oscar Milciades Oviedo, de 33 años, quien habría tenido la función de mediador entre las partes.

Ambos fueron detenidos en la madrugada del martes 5 de septiembre pasado en la ciudad de Itá y fueron imputados por los hechos de tráfico, tenencia y comercialización de drogas peligrosas.

El agente fiscal Isaac Ferreira, quien interinó a la fiscal Ledesma y supervisó el operativo denominado “Truck” realizado en Itá, dijo que se llevó a cabo un trabajo de seguimiento por parte de la Unidad de Inteligencia Sensible (SIU), integrada por agentes de la Policía Nacional y la Secretaría Nacional Antidrogas (Senad).

“Había información de que venía un camión cargado con droga, desde Bolivia. En virtud de eso di la orden, nos movilizamos y mediante eso logramos interceptar el camión y efectivamente transportaba los 97 kilos de cocaína”, dijo el representante del Ministerio Público.

Los casi 100 kilogramos de la sustancia estaban distribuidos en 94 paquetes que los traficantes ocultaron en dos bolsas que, a su vez, eran transportadas en la carrocería de un camión Scania M113 azul, con matrícula BLK 319.

El valor del cargamento que fue interceptado por la comitiva en esta ocasión asciende a 658.000 dólares americanos.

La carga fue empacada en Bolivia, ingresó a Paraguay, donde se tenía previsto movilizar la droga hasta Ciudad del Este, departamento de Alto Paraná, pero ya no en el camión sino en un vehículo más pequeño, un automóvil particular, difícil de detectar, según la fiscala Lorena Ledesma.

YA HABRIA TRABAJADO ASI

Ferreira también señaló que “más tarde se generó una orden de allanamiento a la vivienda de José Giménez, sin embargo no se encontraron evidencias” relacionadas al tráfico de estupefacientes, pero sí se constató que el joven llevaba una vida que no condice con la profesión en la que se desempeña.

Según declaró el agente fiscal, en el lugar se observaron varios aspectos como el domicilio de importantes dimensiones, así como una nueva construcción.

Esto hizo suponer que no era la primera vez que realizaba este tipo de trabajos, pues de acuerdo con datos proporcionados por la Senad, los traficantes pagan a los conductores por transportar hasta territorio paraguayo, una suma que rondaría entre los 5.000 y 10.000 dólares americanos.

ESQUEMA SIMILAR

El 10 de julio pasado, los efectivos de la Unidad de Inteligencia Sensible (SIU) incautaron 205,9 kilos de cocaína que estaban distribuidos en un total de 200 paquetes. El operativo se realizó en Pozo Colorado, departamento de Presidente Hayes.

La sustancia iba oculta en un doble fondo de la carrocería de un camión Scania 360 rojo con matrícula BLA 092, que era guiado por Natalicio Bartolomé Balbuena (69), quien a su vez estaba acompañado de Joel Ramírez Delvalle (26). Ambos quedaron detenidos.

En este caso, la mercancía también tenía como destino final la capital del departamento de Alto Paraná.

Tras el último operativo en Itá, sumado al de Pozo Colorado, la fiscal Lorena Ledesma señaló que utilizaron trayectos similares para llegar a un punto común, el este del país, para de ahí exportar el producto a países de la región e incluso al continente europeo.

En los dos casos el sistema empleado tienen características en común, un camión de gran porte con fondo falso en la carrocería, un conductor que habría sido contratado por los traficantes con una importante suma de dinero y un acompañante, intermediario, entre los que envían la droga y los que la tienen que recibir.

Ledesma, en tal sentido, sospecha que estas rutas serían bastante utilizadas para el tráfico de estupefacientes, solo que por ahora están más vigiladas, por lo que se llega a concretar la intercepción de la carga.

EN LA RUTA AL NARCOTRÁFICO

Con las incautaciones de cocaína, se confirmó que Paraguay es utilizado como la “ruta del tráfico de cocaína” en volúmenes de relevancia, luego de constatar que ingresan grandes cantidades de la droga para hacerla pasar al territorio brasileño en algunos casos y en otros para el embarque en contenedores en puertos locales de manera de ser transportados a países europeos, según se informó.

El decomiso de los 205,9 kilos de cocaína se encuentra entre las 25 mayores incautaciones del estupefaciente realizadas por los agentes antidrogas y constituye una señal más de que los narcotraficantes usan nuestro país debido a los casi nulos controles en sus fronteras, carreteras y espacio aéreo. (erbol)

LO MÁS VISTO